sábado, 13 de febreiro de 2016

luns, 12 de outubro de 2015

ROBOTS O NO ROBOTS, ¿CUÁL ES LA CUESTIÓN?


¿Para qué abrirías la puerta de tu aula a los robots, autómatas programados con lenguaje binario?





Los robots, o máquinas que realizan un trabajo o tarea específica, ya están entre nosotros; y sabemos utilizarlos pues diversos aparatos domésticos y no domésticos ya forman parte de nuestro día a día.



Changing Batteries from Sunny Side Up Production on Vimeo.

El lenguaje de la programación, desde edades tempranas, sería un buen inicio para ir incluyendo en el currículo esta materia. Además de la motivación que supondría en el alumnado y en las familias la implementación de algo novedoso a la vez que conocido (por lo menos en terminología).


Cuaderno de trabajo para trabajar los algoritmos en clase: Programación con scratch

Y aunque parece que todo son pros, también tiene su desventaja: el abuso de estos recursos. Debemos abordar la robótica en todas las áreas, buscando un sentido lógico a su utilización y estableciendo una finalidad clara, y no dando por hecho que la programación y los robots son lo único sobre lo que gira la enseñanza.

Robots asistenciales

luns, 5 de outubro de 2015

PLAN DE PENSAMIENTO COMPUTACIONAL, ¿NECESIDAD COMPENSADORA?

Comenzando un nuevo curso, en este caso #MoocBot: "Cómo introducir la programación y la robótica educativa en todas las materias".

A partir de los materiales que se nos facilitan, sobre todo de unos vídeos, se puede percibir con claridad que la programación y la robótica no son algo extraño en algunos centros de España.
Con los robots se crean entornos de aprendizaje interactivos, según Olga Sans. Los alumnos están motivados.
Integrar la robótica dentro de las distintas áreas, será una herramienta más para acceder a los contenidos curriculares: planteando retos educativos que tienen que resolver programando robots. Esto supone poner en práctica habilidades como indagación, experimentación, etc., además de áreas como Lengua, Matemáticas, Ciencias Naturales...

Los robots son sueños que tienen los niños y permiten llegar a niveles impensables de aprendizaje y desarrollo, al mundo científico sin darse cuenta.
 El pensamiento computacional compensa ciertos aspectos en el proceso de enseñanza-aprendizaje:

  • Desarrolla habilidades que de otra manera no se lograrían incentivar: manipulativas, razonamiento científico, emocionales.
  • Motiva a los estudiantes para llegar al final del reto propuesto.
  • Fomenta capacidades importantes que acaban influyendo en su vida diaria: organización, experimentación, cooperación, perseverancia.
Cierto es que todavía no está muy extendida esta "nueva área de estudio", pero no creo que tarde mucho en llegar a nuestras aulas. Así que, a formarse pues conforma un reto a superar, también para los profesores.